Un petit racó: Addaia

Esta entrada está en catalán y en castellano

Hi ha racons petits que tenen molt a dir i a mostrar. D’Addaia afegiré molt poques coses, per que les fotografies parlen per sí soles de molts petits indrets que transmeten calma i que estan envoltats de natura, i que només desvelaré mostrant les imatges i no el camí  (crec que això li duen ser cautelós amb el que tenim).

Indrets que transmeten quietud

Addaia és un port natural, envoltat de natura que li confereixen un aire molt tranquil. El port té dues illes que la protegeixen dels embats de les onades: l’illa gran i l’illa petita. El port va fent camí terra endins fins acabar a la zona humida de gran interès: les Salines de Montgofra.

A part de tota la zona urbanitzada, que resta casi buida durant l’hivern, i del seu fantàstic port, pels voltants, trobem dos indrets que val la pena conèixer:

– La Torre de Defensa d’Addaia, construïda pels anglesos entre 1798 i 1802

– Cala Millor, bonica entrada de mar que es un refugi per moltes barques.

Doncs bé, aquí us deixo algunes fotografies d’allò (i més) que podeu trobar voltant per Addaia.

Torre d’Addaia (1798-1802)

Vull aprofitar aquestes línies per recalcar que tota Menorca és, realment, un paradís natural, i per això es vital que, tant polítics com ciutadans, lluitem per aconseguir que continuï sent-ho.

 Per saber més:

Informació sobre el Port d’Addaia

El perill de la massificació nàutica

Sobre el turisme nàutic

Cuida Menorca

——————————————————————————————————————————————————————

Existen pequeños rincones que tienen mucho que mostrar. De Addaia añadiré muy pocas cosas, porque las fotografías hablan por sí solas de muchos pequeños lugares que trasmiten calma, cercados de naturaleza,  y que sólo desvelaré mostrando las imágenes y no el camino (creo que a esto le llaman ser cauteloso con lo que se tiene).

Puerto deportivo

Addaia es un puerto natural, rodeado de naturaleza que le confiere un aire sosegado. El puerto tiene dos islas que la protegen de los embates del mar: la isla grande y la isla pequeña. El puerto va adentrándose para terminar en una zona húmeda de gran interés: las Salinas de Montgofra.

Aparte de la zona urbanizada, que permanece prácticamente vacía durante el inverno, y del fantástico puerto, en los alrededores encontramos dos lugares que vale la pena visitar:

– La torre de defensa de Addaia, construida por los ingleses entre 1798 y 1802.

– Cala Millor, una pequeña entrada de mar que es refugio para muchas barcas y pescadores.

Bien, aquí os dejo algunas fotografías de todo aquello (y más) que podéis encontrar por los alrededores de Addaia.

Rincón del Puerto

Al fondo, las dos islas que abrigan el puerto

Quiero aprovechar estas líneas para recalcar que toda Menorca es, realmente, un paraíso natural, y por ello es vital que, tanto políticos como ciudadanos, luchemos para conseguir que lo siga siendo.

Para saber más:

Información sobre el Puerto de Addaia

El peligro de la masificación náutica

Sobre el turismo náutico

Cuida Menorca

Anuncis